• Inicio
  • /
  • Series
  • /
  • ¿Es cosa mía o el nivel de las series estrenadas este 2018 ha pegado un bajón?

¿Es cosa mía o el nivel de las series estrenadas este 2018 ha pegado un bajón?

Que estamos en la época dorada de las series no cabe ninguna duda, cada año se estrenan tantas series que resulta casi imposible seguirlas todas. Pero hay que tener en cuenta que este elevado número de producciones fomenta la variedad. Hoy en día puedes encontrarte todo tipo de series, desde inexplicables (Legión) a simplonas (Arrow), sin duda es una ventaja para conseguir satisfacer todos los gustos de los espectadores.

No sé que ha pasado este año que casi ningún estreno me acaba de convencer; tal vez sea la falta de creatividad o el bajón que tarde o temprano iba a pasar el mundo seriéfilo, pero lo que si está claro es que con los nuevos estrenos no han sabido satisfacer a toda la gente. Con esto no quiero decir que no se hayan producido buenos estrenos, que los hubo, pero muchos menos de los que esperaba. Este año hemos visto que el panorama español está empezando a hacer las cosas bien. Tuvo que nacer la plataforma Movistar+ para crear producciones arriesgadas, apostando así, a diferencia de las televisiones del país,  por las ideas originales . Arde Madrid o Fariña se han convertido en grandes producciones que han salido de nuestras fronteras y engancharon a los espectadores con unas historias diferentes y amenas, pero sobre todo, una historias bien contadas. Por otro lado, Tele 5 sigue produciendo esas series básicas con todo tipo de clichés tratando de buscar el éxito fácil.

En el panorama mundial, se estrenaron numerosas series este año. Prometieron grandes contenidos con Maniac o Sabrina, y la verdad, aunque resultan ser series entretenidas, no acaban de resultar maravillosas. Por otro lado trataron de ser originales con Counterpart o Kidding, series con las que desde mi punto de vista acertaron, ya que nos muestra un estilo diferente al que estamos acostumbrados. Y no puedo olvidarme de gratas sorpresas como la divertida El Método Kaminsky, la cual nos sorprende con una dupla de actores (Michael Douglas y Alan Arkin) que bordan su papel o Dark, La Maldición de Hill House y Cobra Kai, que aunque no llegan a ser obras maestras, entretienen.  Pero a pesar de todos estos aciertos, también metieron la pata con unas cuantas series. Tal vez el ejemplo más claro lo pudimos ver con Camping. Me imagino que no te suena la serie ¿verdad? Eso es porque su estreno fue un auténtico desastre, convirtiendo su estreno en una catástrofe. La historia está basada en una sitcom inglesa del 2016 y cuenta con dos pesos pesados de la interpretación como David Tennant y Jennifer Garner, pero el director no consigue aprovechar el potencial que tiene entre manos, ambos actores no acaban de encajar en la historia y la trama pierde en originalidad. En definitiva, Camping tal vez sea una posible cancelación.

Otra decepción bastante sorprendente fue sin duda la de Here and Now, uno de los estrenos más esperados del año. Tal vez el nombre no os diga mucho, pero esta producción suponía la vuelta a la televisión del creador de la famosa serie Dos Metros Bajo Tierra, junto a dos grandísmos actores como Tim Robbins y Holly Hunter, pero todo resultó ser un desastre y acabó siendo cancelada antes de lo esperado.

Y ahí no acaba la cosa, todavía hubo más decepciones. Allá por agosto, Netflix se la jugó con una carta arriesgada estrenando una comedia negra que hablaba sobre el tema del bullying, algo que a los famosos ofendidos no gustó. La serie en cuestión se llama Insatiable y no resultó ser una gran producción, opinión que no comparte Netflix, ya que la plataforma decidió renovarla por una temporada más. Y seguimos recordando decepciones. ¿Os acordáis de Zach Braff, el mítico protagonista de Scrubs? Pues aunque seguramente ni os hubieses enterado, este año se las prometía muy felices volviendo a la televisión con una dudosa comedia llamada Alex INC. Duró tan sólo diez capítulos, sin duda no merece la pena ver ni un solo capítulo de esos diez.

Y termino con otra decepción que es más grande teniendo en cuenta que su protagonista es el mítico Malcom Reynolds de Firefly. Nathan Fillion volvió al mundo de las series con The Rookie, una aburrida historia sobre policías que se dedican a ser policías, nada que no hayamos visto en otras 50 ocasiones… El notable carisma del actor no es suficiente para conseguir que un argumento tan visto llegue a tener algo de interés.

Así que, no se que pensar, ¿Ha bajado la calidad de las series o es que me estaré volviendo más exigente? Para este próximo año hay estrenos bastante prometedores, espero que compensen un poco las decepciones de este año.

Alforfones on FacebookAlforfones on Twitter
Alforfones
¿Friki?¿Quién dijo friki? ¿sólo porque tenga un sable láser, una tardis y la filmografía completa de Clint Eastwood?¡Exagerados!
Como bien dijo Clint Eastwood en La lista negra: "las opiniones son como los culos, todo el mundo tiene uno"

¿Friki?¿Quién dijo friki? ¿sólo porque tenga un sable láser, una tardis y la filmografía completa de Clint Eastwood?¡Exagerados! Como bien dijo Clint Eastwood en La lista negra: "las opiniones son como los culos, todo el mundo tiene uno"

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar